El Corazon del Angel - La Escalera de Jacob

«Angel Heart» y «Jacob’s Ladder» (Películas de sudar mucho)

Nexo: Debo decir que esta Doble Sesión la tengo en mente desde antes incluso de comenzar la web, pero no me había atrevido a ponerme con ella. Siempre que pienso en una de ellas, mi mente la asocia irremediablemente a la otra. Las ví hace unos años en un intervalo corto de tiempo y son películas que por una cosa u otra no se olvidan, de esas que se quedan incrustradas en el cerebro. Son películas de atmósfera densa y cargada, enrarecida y absorbente si entras en ellas, con elementos psicológicos, simbólicos y toques de terror y sobrenaturales. Lo que he decidido denominar «películas de sudar mucho«. Además, ámbas mejoran con un segundo visionado. Prepararos para una doble sesión densa compuesta por «Angel Heart (1987)» y «Jacob’s Ladder (1990)«.

Angel Heart - Jacob's Ladder


«ANGEL HEART» (1987)

«El Corazón del Ángel» es un film noir, al menos en esencia, al que se suman toques de terror psicológico e incluso sobrenaturales. Está escrita y dirigida por Alan Parker, adaptando el libro «Falling Angel» del autor William Hjortsberg.

La película cuenta la historia de Harry Angel, un investigador privado – interpretado por Mickey Rourke – que es contratado por un hombre llamado Louis Cyphre (Robert de Niro) para encontrar a un cantante de nombre Johnny Favorite. Conforme avanza la investigación y Harry Angel se encuentra con familiares y conocidos del cantante, el investigador se ve involucrado en una serie de muertes. Desde que Harry es contratado por el misterioso Louis Cyphre, el espectador va de la mano de Harry en todo momento, por lo que está igual de perdido que el protagonista. Harry se va involucrando cada vez más y más, terminando en Louisiana con Epiphany, la hija de una hechicera vudú que estaba relacionada sentimentalmente con el cantante que busca. Con la joven Epiphany acudiremos a una de las escenas más recordadas de la película y que no estuvo exenta de polémica.

El Corazón del Ángel (1987)

«Angel Heart» es una película llena de simbolismos, a través de objetos, imágenes y nombres, que en un primer visionado muchos se pasan por alto. Mítica la escena de Loius Cyphre pelando y comiéndose el huevo duro, mientras Harry Angel lanza sal hacia atrás. La película destaca por la atmósfera densa, sucia y cargada que consigue crear, potenciada por esos simbolismos y elementos todo el rato presentes. Las ensoñaciones de Harry, los ventiladores girando en las dos direcciones y parándose o los planos de pies bailando. A todo ello se suma un gran uso del sonido y la atmosférica banda sonora compuesta por Trevor Jones (debo confesar que está sonando en mis cascos mientras escribo estas palabras). 


«JACOB’S LADDER» (1990)

Dirigida por Adrian Lyne y escrita por Bruce Joel Rubin, el guión de «La Escalera de Jacob» sale adelante en parte por el éxito cosechado unos años antes por la película anterior. No es tanto una película de terror, sino un drama humano mezclado con thriller psiclógico. Del mismo modo que ocurre con «El Corazón del Ángel«, la película está llena de elementos y situaciones simbólicas de principio a fin, de referencias bíblicas (solo es necesario leer el título), así como escenas de paranoias y alucinaciones que ayudan a generar esa densa y atrapante atmósfera que las caracteriza.

Jacob Singer (Tim Robbins) es un veterano del Vietnam que trabaja como repartidor del servicio postal. Al comienzo, vemos un ataque a su tropa en la guerra, tras el cual Jacob se despierta en un metro subterráneo. A partir de ahí veremos un Jacob desorientado, sin saber muy bien donde está, mezclándose lo que parecen ser flashbacks o alucinaciones y la visión de figuras amenazadoras. El espectador se encuentra en todo momento intentando averiguar que ocurre realmente, experimentado lo mismo que Jacob. A través de visiones/recuerdos de la guerra y de una vida pasada con su ex mujer e hijos; mezclado con su vida actual, la película te lleva de la mano ofreciendo pequeños detalles hasta darnos ese final abierto a interpretaciones.

La Escalera de Jacob (1990)

Aunque digo al principio que no es tanto una película de terror, debo decir que tiene escenas puntuales que podrían serlo perfectamente, como el momento en la fiesta (uno de los puntos de inflexión de la película) o cuando Jacob es enviado al hospital psiquiátrico. Como curiosidad, el director nombra como influencias para crear esas figuras amenazadoras que ve Jacob, las pinturas de William Blake, H.R. Giger y Francis Bacon. Y al mismo tiempo estas influenciarían a la atmósfera de Silent Hill.

Quizás no me haya extendido demasiado con esta pareja de películas, pero mis ganas de traerlas a la web eran tantas como el miedo a desvelar demasiado sobre ellas. Quiero que «disfrutéis» de dos de mis películas favoritas conociendo lo menos posible y que una vez las hayáis visto comentemos lo que queráis. Un saludo.

Difunde el culto:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *