Festival de Sitges 2019

Mi andadura por el Festival de Sitges 2019

En esta entrada voy a comentar un poco por encima cada una de las películas que he podido ver durante mi paso por el Festival de Cine Fantástico y Terror de Sitges 2019. He estado desde el dia Jueves 10 hasta el Domingo 13, acompañado por el gran Iván de @cineotrasdrogas, compartiendo piso con el camarada @igarciaortiz, apradinado un año más en la maratón del domingo por @Snuff y coincidiendo con grandes personitas en el transcurso de los días.

Jueves 10: «The Girl on the Third Floor» y «Come to Daddy»

«The Girl on the Third Floor» (Travis Stevens)

Una casa, mucho plano fijo y canicas. Consigue mantener el interés y crear atmósfera, combinando escenas que dan píldoritas de información y meten en el mood y otras con pequeños momentos de humor (la forzada actuación de CM Punk ayuda a ello). El problema son los 15 minutos antes del final, los cuales explican demasiado y rompen el ritmo en mi opinión. Por lo demás, simpática. PD: El primer tercio tiene mucho de «The Witch in the Window«, una de los apartados que más destaco y que me hubiese gustado que hubiera mantenido.

«Come to Daddy» (Ant Timpson)

Elijah «ojazos (no de pasa)» Wood. Situaciones y diálogos cómicos e incómodos a partes iguales entre padre e hijo. Tras un simpático giro se desmadra la cosa, sin dejar de lado nunca la comedia. Si entras en el humor se disfruta mucho. Muy para ver en Sitges y aplaudir y reír en varios momentos.

Girl on the Third Floor - Come to Daddy

Viernes 11: «Depraved», «Swallow» y «Color Out of Space»

«Depraved» (Larry Fessenden)

Revisitación de Larry Fessenden del mito de Frankenstein, llevándolo a un mundo más actual. Se deja ver, pero esperaba algo más sucio y turbio y termina haciéndose algo pesada toda la parte final.

«Swallow» (Carlo Mirabella-Davis)

En posición de «mujer florero», infeliz en su matrimonio y vida actual y desplazada por su familia, Hunter desarrolla la extraña mania de tragarse objetos pequeños, buscando «llenar» ese vacío que siente. Buen drama para acabar la mañana. Si el protagonista tiene un TOC que afecta directamente a su salud y cuerpo siempre entro muy fuerte en la película. Para doble sesión con la reciente «Domestik«.

«Color Out of Space» (Richard Stanley)

Richard Stanley echa mano de su estilo visual, imagineria, creencias y vivencias para plasmar el relato de Lovecraft a la gran pantalla. Explosión de colores que junto al uso del sonido y combinación de CGI y FX consigue crear un espacio cósmico que podría estar situado en cuañquier punto del mundo. Homenaje a la scifi de los años 80 con «The Thing» y «The Blob» a la cabeza. Se agradece no ver tentáculos por todas partes. Creo que me ganará en un segundo visionado.

Depraved - Swallow - Color out of Space

Sábado 12: «Achoura» (Talal Selhami)

Guillermo del Toro dirige el remake marroquí de «It», con Danny Elfman en la banda sonora. Debo decir que la película no me aburrió en ningún momento y que yo la salvo, más aún tras todas las malas críticas que había oído antes de entrar a verla. Lo que no puedo discutir, y le pesa muchisimo, es la falta de personalidad, dejando de lado el folklore propio del país y el monstruo para intentar emular las formas del cine americano.

Domingo 13: «Maratón Cloenda» y «Maratón Auditori»

MARATÓN CLOENDA

«First Love» (Takashi Miike)

La película «sorpresa» con la que abrío la maratón. Lo pongo entre comillas porque la sorpresa no duró ni un día en confirmarse. El bueno de Takashi Miike se pasa por Sitges una vez más para hacernos disfrutar con una historia de yakuzas y drogas con momentos de acción, sangre y comedia marca de la casa.

«The Vigil» (Keith Thomas)

Mi mayor pluff de todas las películas que pude ver. Desarrollada en una localización, es un intento fallido de crear tensión y atmósfera de terror basada en sustos de subir el volumen muy fuerte. Lo único que salvo es que se no se me hizo larga.

«Tammy and the T-Rex» (Stewart Raffill)

Poco puedo decir de ella, ya que aquí caí con todo el equipo en los brazos de Morfeo. Una película muy loca con un humor muy cafre en la cual me lo pasé en grande los primeros 20 minutos y alguna escena suelta que ví. Aunque debo decir que no tengo ningún interes de momento en ponerme a verla entera.

«Lo squartatore di New York» (Lucio Fulci)

Aguantamos para ver la primera muerte y el cameo del maestro Lucio Fulci. Una autentica maravilla ver aunqua fuera el inicio en 4K en pantalla grande, pero debiamos ir a dormir para estar a tope en la maratón final.

Marató Cloenda

MARATÓN AUDITORI

«Le Daim» (Quentin Dupieux)

Un hombre, un sueño. Otra divertida y surrealista marcianada del amigo Quentin Dupieux. Lo que comienza con un hombre comprando una chaqueta 100% de ante torna en un total divertimento para el aficionado al género y al absurdo.

«Little Monsters» (Abe Forsythe)

Me gusta su combinación de lo sórdido y turbio de la temática zombie con la inocencia de los niños. Aunque tiene algunos momentos que no me terminaron de convencer, varios de los chistes y momentos de humor me funcionaron. Una simpática película para pasar un rato divertido.

«Guns Akimbo» (Jason Lei Howden)

No conocía nada de la premisa, y desde el principio me encontré con muchos elementos para terminar gustándome y un ritmo y montaje trepidante que me recordó por momentos a las entregas de Crank. Sin embargo, se me quedó como una simple curiosidad entretenida para pasar el rato. Poco más.

«Vivarium» (Lorcan Finnegan)

Y la película con la que cerré Sitges fue la que se ha convertido en mi preferida de lo visto en el Festival. Una historia propia de The Twilight Zone que me ganó desde el comienzo, con toda la parte inicial y el personaje del vendedor de pisos, y que no me soltó hasta el final, sufriendo con los personajes y queriendo saber como ellos que ocurre de verdad. Mención especial al exasperante y enervante niño. 

Marató Auditori

Difunde el culto:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *